La gamificación, ¿el talón de Aquiles de los usuarios?

En la era de los dispositivos móviles, los juegos se presentan como una herramienta muy atractiva para conseguir que los internautas miren hacia nuestra empresa.

gamificacion

La evolución en la forma de comunicarnos ha generado una auténtica revolución a la hora de captar clientes y crear marca. En esta inmensidad que es el mundo virtual, surgen infinidad de comunidades y grupos sin una conexión aparente pero que se presenta como una oportunidad única para nuestro negocio.

Una fórmula para atraer usuarios que cada vez gana más adeptos es la gamificación cuyo principal atractivo radica en aplicar la filosofía de los juegos a campos como la educación o el marketing para conectar a personas/comunidades/grupos que, aparentemente, no tienen nada en común, y lograr un compromiso con el objetivo que tú quieres. De forma muy sencilla, podríamos decir que conseguimos que el usuario realice una tarea que a priori no haría, jugando y ofreciéndole diversión e incentivos.

  • ¿Qué le ofrece la gamificación a mi empresa

Fidelizar a los usuarios es una tarea complicado. La gamificación es una herramienta muy potente para lograrlo ya que, gracias al juego, permanece más tiempo pendiente de nosotros y asimila nuestra marca. Ahí tenemos la segunda ventaja, la creación de imagen de marca.

La gamificación permite que las personas hablen de ti de una forma voluntaria. Están ‘felices’ porque se lo están pasando bien y asocian tu marca con un momento agradable de su vida y eso es muy positivo.

  • No confundamos gamificación con advergaming

En ocasiones, confundimos ambos términos y es importante que tengas clara la diferencia ya que, aunque el inicio puede ser parece, el objetivo final es distinto. La gamificación busca que los usuarios realicen una tarea que, de otra forma, no realizarían de forma placentera, por ejemplo una encuesta.

Mientras el Advergaming es simplemente una campaña de marketing basada en un juego para generar simpatía por una marca, crear un vínculo o provocar viralidad.

Sea como fuere, para nosotros aunque el objetivo concreto es diferente, el general es el mismo. Fidelizar sin invadir y generar imagen de marca. ¿te atreves a jugar?