SEM

Cuando hablamos de cómo posicionar nuestra página web entre los primeros resultados de búsqueda de los principales motores de búsqueda siempre debemos tener en mente dos posibilidades y/o estrategias a desarrollar, estrategia de SEO y SEM.

¿Qué es el SEM?

Las estrategias SEM o Search Engine Optimization, es aquella que busca posicionar nuestro anuncio, del producto o marca, dentro de los principales resultados de búsquedas, en las principales redes de display o publicidad de vídeo en aquellos soportes especializados en estos formatos.

Lo que caracteriza principalmente a las campañas de SEM es que los anunciantes están dispuestos a pagar un importe por por clic, por impresiones o incluso por visualizaciones, según el caso y la campañas definida. Para ello, generalmente se trabaja a partir de un sistema de pujas, donde el mercado determinará el precio estimado del anuncio.

¿Qué ventajas nos ofrecen las campañas de SEM?

Las estrategias de SEM o también conocidas como campañas PPC (Pay per clic) nos ofrecen un sin fín de ventajas, que nos invitan a poner en el mercado diferentes estrategias entorno a nuestra marca o producto.

  • Poder diseñar campañas de posicionamiento CPC perfectas para poder complementar las estrategias de SEO y/o los trabajos SEO que estemos desarrollando.

  • Inmediatez en los resultados y la valoración de los mismos.

  • Tráfico de calidad. Generación de tráfico cualificado por un coste por clic.

  • Amplísimo alcance, que nos permite desarrollar una estrategia online multiplataforma. De esta manera el alcance de nuestra campaña publicitaria será máximo.

    • Publicidad en la Red de Búsqueda de los principales buscadores.

    • Publicidad de display (Banner, Rich Media, video) en los principales soportes dentro de la red de display.

    • Publicidad en aplicaciones móviles.

    • Publicidad Vídeo. Ej.: Youtube.

  • Control permanente y preciso sobre el importe de nuestra inversión en cada campaña.

  • Medición total y precisa sobre los resultados de todas nuestras campañas

  • Control absoluto sobre el alcance de nuestras campañas: Ámbitos geográficos, idiomas, targets, etc.

  • Máxima flexibilidad de planificación y ejecución.